Tal y como fueron informados en plena pandemia por la Junta Municipal de Fuencarral-El Pardo, y pese a que el propio alcalde de Madrid aseguró que intentaría mediar o en su defecto buscar un nuevo local, la Asociación Vecinal de Las Tablas dejó el pasado 31 de diciembre la que ha sido su sede desde hace ocho años.

“Finalmente el Ayuntamiento de Madrid se ha negado a renovar el acuerdo de cesión del Palomar de Las Tablas a la Asociación Vecinal. Desde el 1 de Enero la asociación ya no podrá prestar los servicios y actividades que durante los últimos ocho años ha venido haciendo con normalidad y con éxito para Las Tablas. Pese a este injusto desalojo unilateral del Ayuntamiento de Madrid en general, y de la Junta Municipal y su concejal en particular, la Asociación seguirá con su labor de reivindicación de los espacios y equipamientos públicos que no se han hecho durante todos estos años y lo haremos desde nuestra nueva sede en La Nave”

Os vemos recogiendo todo, ¿Cómo te sientes?
“Hoy hemos desmontado el espacio literario y de cultura “Ínsula Barataria”, que con tanto esfuerzo construimos para dar un espacio a la literatura y la cultura que en nuestro barrio no existe y tan buena acogida tuvo. Este espacio hemos decidido donarlo a la Fundación del Padre Garralda, que tiene un centro en el barrio, y que seguro que le dan buena utilidad. Siento tristeza, porque cerramos una sede que ha sido el verdadero pulmón de las actividades y vida de Las Tablas. Pero haremos lo mismo en La Nave o por lo menos eso intentaremos”.