Madrid Nuevo Norte ha hecho de la sostenibilidad uno de sus pilares. Y lo ha hecho tomando como guía la Agenda 2030, adoptada en 2015 por la Asamblea General de las Naciones Unidas para el Desarrollo Sostenible, un plan de acción global a favor de las personas, el planeta y la prosperidad a nivel internacional. De sus 17 Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS), Madrid Nuevo Norte ha puesto especial énfasis en 12. ¿Cuáles son y cómo los ha aplicado?

Salud y bienestar. ODS3
Diseñando calles y plazas atractivas que fomenten la vida urbana, la actividad en el espacio público y la socialización. La red de transporte público y el impulso de la movilidad a pie y en bicicleta, incentivan la actividad física, mejoran la calidad del aire y disminuyen el ruido ambiental.

Igualdad de género. ODS 5
MNN es el primer gran desarrollo en España que incorpora un estudio de género, centrado en medidas para la reducción de las brechas en movilidad, seguridad y en el acceso a los equipamientos, así como en la reducción de desigualdades en el uso de los espacios públicos.

Gestión eficiente del agua. ODS 6
Dando especial importancia al abastecimiento y gestión del agua. El proyecto incorpora sistemas de drenaje sostenible a escala urbana para la captación, retención e infiltración, así como para la recuperación y almacenamiento del agua de escorrentía y aguas grises. Se renovarán y actualizarán 13 kilómetros de instalaciones del Canal de Isabel II, que abastecen el 80% del agua que se bebe en la ciudad de Madrid.

Energía limpia. ODS 7
Apostando por medios de transporte sostenible, la búsqueda de las máximas calificaciones energéticas y la generación de energía limpia. Se contemplan la posibilidad de implantar redes de calefacción y de enfriamiento a escala de distrito.

Crecimiento económico y empleo de calidad. ODS 8
El modelo urbano de MNN promueve el crecimiento económico sostenible y a largo plazo, con un moderno Centro de Negocios que impulsará la innovación y la economía del conocimiento. También se apuesta por el comercio de proximidad, con la implantación de bajos comerciales en el 90% de las manzanas del proyecto.

Infraestructuras inteligentes. ODS 9
Infraestructuras resilientes que se apoyarán en la innovación, en el concepto de infraestructuras digitales y en la aplicación de medidas de smart city. Además, se está explorando en nuevas formas de movilidad inteligente y de logística urbana, con especial atención en el llamado reparto de última milla.

Reducción de las desigualdades. ODS 10
Urbanismo inclusivo, incluyendo vivienda protegida y suelo residencial destinado a políticas públicas de vivienda. Diseño de espacios públicos y parcelas para equipamientos públicos que cubran las necesidades de los futuro vecinos y de los vecinos actuales de los barrios colindantes.

Lograr una ciudad y una comunidad sostenibles. ODS 11
Modelo urbano denso, compacto y de usos mixtos, con un gran protagonismo del transporte público; fomento de la participación ciudadana, involucrándoles en el diseño y en el uso responsable de la ciudad; y plan para mitigar la afección de las obras mientras duren los trabajos de urbanización.

Consumo responsable. ODS 12
Medidas para la reducción de consumo de recursos: gestión del agua, eficiencia energética o consumo de materiales de construcción, con una selección responsable de materiales necesarios para los trabajos de urbanización y edificación, como su reutilización y reciclaje.

Lucha contra el cambio climático. ODS 13
Medidas como la naturalización del entorno urbano para absorber dióxido de carbono, técnicas para la reducción del efecto isla de calor o reducción del transporte con combustibles fósiles. El 80% de los desplazamientos serán en medios de transporte sostenibles.

Ecosistemas y biodiversidad. ODS 15
Creación de espacios verdes de calidad y medidas para fomentar la biodiversidad urbana. El proyecto servirá como conector entre ecosistemas limítrofes uniéndolos con los parques urbanos existentes en el norte de Madrid.

Alianzas para lograr objetivos sostenibles. ODS 17
Un modelo urbano responsable de la mano de las administraciones públicas, con el apoyo de la iniciativa privada. La sociedad civil se ha movilizado a favor del proyecto, con la participación activa de más de 80 asociaciones y colectivos madrileños y de más de 170.000 ciudadanos.l