1. Skip to Main Menu
  2. Skip to Content
  3. Skip to Footer

Consultorio Abril 2011

ZITUS NUM.:  63. POR GLOBAL LAS TABLAS 03 Abril 2011 Publicado en Consultorio

Tengo 35 años y una vida llena de facilidades. Sigo enamorada de mi marido, tengo dos hijas maravillosas, una economía buena y una casa preciosa. Puedo contar con mi familia y amigos siempre que los necesito y viajamos con ellos a menudo. Sin embargo, desde hace meses me siento triste, apática, sin ganas de hacer nada, sólo de llorar. Me siento culpable, porque no me falta nada, soy afortunada y debería ser feliz, pero aunque me esfuerzo no lo consigo. ¿Qué me está ocurriendo? ¿Puedo tener depresión aunque no tenga motivos? (Ángela)

 

Una persona no puede “obligarse a ser feliz”. La felicidad es un sentimiento, una emoción, y como tal no se puede forzar. Lo que podemos hacer para ser más felices es realizar un trabajo de autoconocimiento y reconocimiento personal para entender qué nos hace sentir bien y mal y actuar en consecuencia. Esto que parece tan obvio se nos olvida a menudo y funcionamos  ajenos a nosotros mismos, pensando sólo en agradar a los demás o en alcanzar lo socialmente establecido como exitoso.

Nos describes una vida en apariencia satisfactoria, pero no nos dices nada de ti, de tus inquietudes, anhelos, deseos profesionales o hobbies. Te centras en aspectos externos de la vida sin atender a  los internos, y es ahí donde vas a encontrar la respuesta a lo que te ocurre. Ese “no escucharte” es lo que puede estar originando los sentimientos de vacío, apatía y tristeza que describes.

Las personas tenemos diferentes tipos de necesidades y en función de aquellas que estén desatendidas o sin cubrir, pueden aparecer diferentes síntomas. Maslow las clasifica, de forma piramidal desde la base hacia arriba, en 5 categorías: Necesidades  fisiológicas, de seguridad, sociales, de ego/autoestima y de autorrealización.

En tu caso las tres primeras  están cubiertas con creces pero no sabemos nada de las otras dos, de la confianza que tienes en ti misma, si te respetas, aceptas y valoras, si sientes que has desarrollado tus capacidades, si te sientes autorrealizada...

Sería recomendable que, con la ayuda de un profesional, exploraras estos aspectos que parece que desconoces o hace tiempo que tienes abandonados. De este modo encontrarás las causas de tu malestar y las vías para conseguir un modo de vida más satisfactorio.

Soledad Cuadrado (Global Las Tablas)


 

  • Banner
  • Banner
  • Banner
  • Banner

  • Banner


  • Banner